El Oso se esconde

El rey de los bosques es fugitivo en su propio reino. Siempre cauto, alerta, desconfiado. Nos conoce demasiado bien para saber que un encuentro casual puede ser fatal para su supervivencia. Lleva muchos años siendo el emblema de estos montes, de toda la cordillera Cantábrica, y sin embargo no puede ser libre de temores a ser descubierto. Su presencia es adoración para muchos y obstáculo para otros que lo ven como un impedimento para el "desarrollo" de los valles. Una lucha que es ajena a él, que sólo quiere vagar en paz y vivir con su prole sin tener que mirar atrás.

El oso pasea por nuestros valles, surca nuestros montes, vaga de Este a Oeste, de los montes de Somiedo en Asturias a Fuentes Carrionas en Palencia. Si eres observador podrás encontrar sus huellas, heces y marcas en los troncos. Si eres silencioso podrás verlo a lo lejos y disfrutar de ese encuentro mágico. Pero si algún día te sorprende un encuentro cercano, no hagas ruido, no lo asustes, aléjate poco a poco y ayuda con ello a que no tenga problemas por culpa de un descuido. El oso es defensivo, no ataca si no se ve en peligro, por ello no amenaces su existencia. Queremos un monte con osos.

SERVICIOS

  • Cuna disponible
  • Servicio lavanderia
  • Calefacción
  • Chimenea*
  • WIFI
  • Televisión
  • Lavavajillas
  • Terraza
  • Jardín
  • Parking